• 19/06/2018
    • Iván Torres, un CrossMAM 2018 con ganas de más

    • “La idea de afrontar esta carrera partió como un reto. Nunca había hecho dos carreras en línea seguidas y al ser cerquita de casa, no podría permitirme el lujo de perder la ocasión de hacerlo”.

      “Los retos se cumplen si pones ganas y pasión”.

      Iván Torres (Madrid, 1975), fue uno de los corredores que afrontó el Cross el sábado y el MAM el domingo. Fue por tanto uno de los participantes del CrossMAM. Queríamos que uno de ellos nos contará impresiones del mismo e Iván fue el elegido.

      P.-Cuando lanzamos la idea del CrossMAM estabas apuntado ya para el MAM o para el Cross?

      R.- Me apunté cuando vi la idea sin dudarlo. Me pareció una idea genial y quería contribuir con mi granito de arena participando en ambas

      P.-Que pensaste cuando lo leíste, que te llevó a afrontarla?

      R.- Pensar, lo que se dice pensar... poco. Cuando estás delante de un ordenador mirando carreras lo difícil es no apuntarte a todas. La idea de afrontar esta carrera partió como un reto. Nunca había hecho dos carreras en línea seguidas y al ser cerquita de casa, no podría permitirme el lujo de perder la ocasión de hacerlo. A pesar de ser del sur de Madrid, Cercedilla es mi segunda casa.

      P.- Hiciste, te planteaste el cross a tope o reservaste pensando en el MAM?

      R.-Pensar en cómo afrontar las carreras y como salen al final... tienen poco que ver. La idea era tomarme de manera relajada el Cross el sábado por la tarde para tener fuerzas necesarias de cara al MAM. Pero, como te digo, cuando te pones un dorsal... la adrenalina te nubla y te "vienes arriba" fácilmente. No salí demasiado fuerte pero poco a poco me fui calentando y tras coronar el Telégrafo me di cuenta que había gastado más de dos cartuchos que tenía reservados para el domingo.

      P.-Y qué me dices del MAM, que te pilló a ti, granizo, frio, o el diluvio universal?

      R.-De todo me pasó en esta edición: calor, frío, viento, granizo en Bola y el diluvio universal entrando en meta. Pero lo peor fueron los metros que distaban desde la Meta al polideportivo pues hasta el chubasquero que regalasteis por ser un CrossMaM, se quedó corto

      P.-Qué crees no se te olvidará de este CrossMAM 2018?

      R.-Esta edición jamás se me olvidará por muchos motivos. Volver a sentir ganas por correr, disfrutar de los amigos el fin de semana, recordar lo mal que se pasa cuando tu estado de forma no es el más idóneo para afrontar este tipo de carreras y sobre todo, saber que los retos se cumplen si pones ganas y pasión.

      P.-Como recuperaste el sábado, hiciste algo especial o nada?

      R.-La mejor recuperación que un atleta puede tener es la de pasar un rato muy agradable con los amigos, alrededor de una mesa, con refrescos, cervezas y una tortilla de patatas, en el mejor lugar donde un apasionado del monte se puede sentir como en casa: en el Asador de Ángel.

      P.- Eres antiguo integrante de Tierra Trágame es así o estoy equivocado?

      R.-Sí. Fue el Club que me acogió cuando decidí correr por montaña y los mejores años deportivos los he pasado en esta fantástica familia

      P.-Entonces, dime algunos recuerdos buenos de Tierra?

      R.-Buenísimos. He hecho grandes amistades en el Club, he disfrutado corriendo por toda España vistiendo los colores, he tenido la suerte de participar en varios campeonatos de España por Clubes, conseguí mis mejores resultados vestido de azul, rojo y blanco. Sin duda le debo al Club todo lo poco que he podido ser durante estas últimas cinco temporadas.

      P.- Cuando y donde comenzaste a hacer deporte?

      R.- Muy pequeño en el lugar donde vivo, en Pinto. Alterné el futbol y el atletismo en mis tiempos de juventud. Retomé de nuevo la actividad de correr cumplidos los treinta y tres años debido a una espinita que me quedó clavada en mi época juvenil.

      P.- Desde cuando corres en o por la montaña??

      R.- Esta es la sexta temporada que dedico a corretear por el monte.

      P.- Objetivos inmediatos, si se pueden compartir??

      R.- Aunque suene un poco melancólico, mi único objetivo es volver a recuperar aquello que me hizo adentrarme en el mundo de la montaña. Luego haré alguna carrera que otra (Riaño Trail Run, Vuelta a Aneto, Long Trail Guara-Somontano) en la mejor de las compañías: con los amigos que siempre han estado apoyándome en los momentos más difíciles.

      Le damos la posibilidad a Iván de que añada algo que le apetezca soltar y nos dice que “Me gustaría agradecer a todos y cada uno de los voluntarios, socios, participantes, organizadores, etc,.. que fueron capaces de conseguir realizar un evento con mayúsculas. Fue un fin de semana redondo. También me encantaría que esta iniciativa perdurase en el tiempo porque tendrán en mí a un asiduo de estas ideas”.

  • << Volver